Hemos decidido dejar de operar. Gracias por confiar en nosotros. Si compraste un informe en los últimos dos meses se te reembolsará el mismo durante el mes de Septiembre

Concesionarias de autos usados: claves para una transacción exitosa

Las concesionarias de autos usados exigen compradores despiertos a la hora de elegir la mejor opción, el asunto se puede volver una carrera de obstáculos si no se tiene en claro cómo hay que manejarse, cuándo pegar el volantazo que salve de cometer un error.

Si bien hay quienes prefieren la informalidad de realizar la compraventa de autos entre particulares, optar por una concesionaria de autos usados puede tener como ventaja la posibilidad de mayores planes de financiamiento, respaldo comercial, mayor garantía y seriedad en la transacción.

Las opciones pueden ser muchísimas, abrumadoras, sobre todo cuando las ofertas están tan cerca como lo es un click de distancia. No hay que dejarse engañar con la proliferación de oportunidades, los supuestos beneficios que despiertan más dudas que entusiasmo. Entonces, ¿cómo elegir a qué concesionaria de autos usados ir?

Es importante buscar información sobre las distintas agencias, sobre todo si se trata de una concesionaria de autos usados que no sea oficial, hay que poder garantizar su confiabilidad. Chequear si tiene página propia, si hay comentarios de clientes que puedan ser de ayuda en la orientación de la búsqueda.

Un dato importante a tener en cuenta es el costo que tendrá la transferencia: este es un gasto administrativo obligatorio y lo establece la DNRPA a partir de la tabla de valuación de automotores de ACARA. Esto incluye todos los costos de la transferencia (aranceles, sellos, formularios, título, cédulas, legalizaciones), y su valor se estima en 6-8% del valor del auto.

Una vez elegida la concesionaria de autos usados, tomarse el tiempo propicio para realizar la visita, ser pacientes y minuciosos a la hora de observar los detalles del auto en el que se está interesado, puede evitar el llevarse una sorpresa a posteriori. ¿Tiene rajaduras, abolladuras, golpes?, ¿en qué condiciones se encuentra la pintura?

MOTORTALE permite a través de su herramienta digital de valuación de automotores calcular de manera simple y gratuita el valor del mercado que tiene cualquier unidad para poder llegar con la concesionaria al trato más justo. Con solo ingresar la marca, el modelo, tipo, kilometraje y año de patentamiento toda la información acerca de la historia del vehículo está a disposición del comprador interesado. 

Un paso importantísimo es inspeccionar el estado del motor, chequear el correcto funcionamiento de los sistemas de seguridad, verificar el estado general de los neumáticos, revisar cubiertas y rueda de auxilio. Para todo esto, la posibilidad de contar con un mecánico de confianza que pueda ayudar y acompañar en la inspección del vehículo es una gran ventaja.

La atención en todos estos pasos generales es imprescindible tanto como la posibilidad de manejar el auto: tomar el mando del volante y comenzar un test drive. De esta manera se lo podrá conocer en funcionamiento, identificar sus cualidades, saber qué tiempos tiene. Y sobre todo verificar el estado de los frenos, comprobar la dirección y la reacción del vehículo al acelerar.

Hacer un test drive es fundamental para descubrir defectos perceptibles al movimiento, conocer si el auto posee alguna anomalía, ruido extraño, o cualquier inconveniente que sea oportuno reportar al vendedor de la concesionaria que se eligió para la transacción. 

Sin embargo, para conocer el historial real de cualquier vehículo todo eso sigue sin alcanzar: es imprescindible realizar un informe de dominio MOTORTALE,  tanto para comprar como para vender un auto en una concesionaria de autos usados.

MOTORTALE cuenta con registros de diversas fuentes que hacen que sea posible aportar los verdaderos datos sobre el auto de interés; saber si estuvo chocado o en qué condiciones lo han mantenido; conocer sus multas; tener información acerca del kilometraje; saber si fue taxi o siniestrado; si tuvo modificaciones estéticas o mecánicas; si participó en picadas o competencias. Estos son algunos ejemplos de lo que MOTORTALE ofrece.

En el tradicional informe de dominio de la DNRPA no aparecen todos los datos sobre el verdadero historial del auto, en cambio el  informe de dominio MOTORTALE le da al comprador de un auto la posibilidad de conocer datos de distintas índoles, a los que no es posible acceder de ningún otro modo.

Este informe es fácil y práctico de conseguir, y también es posible solicitarlo a la concesionaria de autos usados elegida. Es por eso que es una excelente práctica la de validar la información de tu vehículo con MOTORTALE, ya que además de ofrecer confianza, garantiza la transparencia en el mercado de autos usados.

Ya en la recta final, y una vez que se comprobó, gracias al informe de dominio de MOTORTALE, que la procedencia del vehículo es legítima y la documentación correcta, una concesionaria de autos usados tiene la obligación de entregar al comprador, junto con la transferencia (título y tarjeta verde) una factura de compra, donde conste la fecha de pago total real y las condiciones de dicha transacción.

¿Te gusto este artículo?

Share on facebook
Compartir en Facebook
Share on twitter
Compartir en Twitter
Share on linkedin
Compartir en Linkedin
Share on whatsapp
Compartir en WhatsApp

DEJANOS UN COMENTARIO